Texto de Rodolfo Santullo e ilustraciones de Leandro Fernández

Pictus, Colección Factor Fantasía

88pag
ISBN: 978-987-3684-05-0

Historietas con guiones de RODOLFO SANTULLO sobre cuentos de Edgar Allan Poe, Gilbert K. Chesterton, Wilkie Collins, Jacques Futrelle y Arthur Conan Doyle. Con las ilustraciones de: JUAN MANUEL TUMBURÚS, LISANDRO ESTHERREN, ROBERTO VIACAVA, MATIAS BERGARA, OSCAR CAPRISTO, JUAN FERREYRA, LEANDRO FERNÁNDEZ y KWAICHANG KRÁNEO.

“MISTERIOS DE CUARTO CERRADO” recrea en formato de historieta 8 cuentos policiales que abordan el tópico del crimen de cuarto cerrado. Este subgénero de la ficción policial se explica prácticamente desde su nombre. Consta de crímenes cometidos en condiciones que aparentan ser imposibles. Por lo habitual, involucran una escena del crimen a la que nadie podría haber entrado o salido, tras la proverbial puerta con llave. De todos los misterios literarios posibles, es el que más se asemeja, en su planteo y composición, a un rompecabezas. Con todas sus piezas a la vista, es una vez más ese mismo diletante quien tendrá que ponerlas en su lugar y solucionarlo. Son misterios fuertemente lógicos y racionales, y no son pocas las veces que la explicación debe desbancar —al tiempo que da la respuesta— una solución mística, sobrenatural o irracional.

Misterios de cuarto cerrado
$430,00
Cantidad
Misterios de cuarto cerrado $430,00

Conocé nuestras opciones de envío

Texto de Rodolfo Santullo e ilustraciones de Leandro Fernández

Pictus, Colección Factor Fantasía

88pag
ISBN: 978-987-3684-05-0

Historietas con guiones de RODOLFO SANTULLO sobre cuentos de Edgar Allan Poe, Gilbert K. Chesterton, Wilkie Collins, Jacques Futrelle y Arthur Conan Doyle. Con las ilustraciones de: JUAN MANUEL TUMBURÚS, LISANDRO ESTHERREN, ROBERTO VIACAVA, MATIAS BERGARA, OSCAR CAPRISTO, JUAN FERREYRA, LEANDRO FERNÁNDEZ y KWAICHANG KRÁNEO.

“MISTERIOS DE CUARTO CERRADO” recrea en formato de historieta 8 cuentos policiales que abordan el tópico del crimen de cuarto cerrado. Este subgénero de la ficción policial se explica prácticamente desde su nombre. Consta de crímenes cometidos en condiciones que aparentan ser imposibles. Por lo habitual, involucran una escena del crimen a la que nadie podría haber entrado o salido, tras la proverbial puerta con llave. De todos los misterios literarios posibles, es el que más se asemeja, en su planteo y composición, a un rompecabezas. Con todas sus piezas a la vista, es una vez más ese mismo diletante quien tendrá que ponerlas en su lugar y solucionarlo. Son misterios fuertemente lógicos y racionales, y no son pocas las veces que la explicación debe desbancar —al tiempo que da la respuesta— una solución mística, sobrenatural o irracional.